Tulum, Mx.- No obstante que el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, minimizó los efectos del sargazo en costas de Quintana Roo, el Gobernador, Carlos Joaquín González, calificó el recale del alga marina como un problema que provoca pérdidas económicas, desempleo, falta de desarrollo y violencia.

Lo anterior, en el marco de su discurso durante la presentación de los Programas Integrales para el Bienestar en el municipio de Tulum, que formó parte del primer día de gira de trabajo de AMLO por la entidad.

Aunque informó que el último ciclo significó la visita de más de 17 millones de turistas internacionales y una derrama económica de 4 mil millones de pesos, el mandatario estatal expresó su preocupación por el sargazo.

Esto, debido a que es un fenómeno natural que mantiene en crisis a las playas de Quintana Roo y, por el cual, el pasado 7 de junio, el Gobierno del Estado emitió una declaratoria de emergencia por el sargazo.

“Sin duda alguna otro nuevo gran reto a enfrentar lo constituye el sargazo, que provoca malestar y la quita la belleza a nuestras playas, provocando pérdidas económicas, desempleo, falta de desarrollo y violencia”, aseveró.

Enfatizó que existe la necesidad de contar con una paz y tranquilidad para la población, que además de dar confianza, potencie la posibilidad de atraer más turismo y de tener una mayor inversión que genere empleos.

Carlos Joaquín consideró la recuperación de playas, el gas natural -tema en el que Quintana Roo es el más atrasado del país- y la zona libre delprograma de Frontera Norte en el Sur, particularmente en Chetumal, como temas pendientes por atender.

Fuente: NC

No comments so far.

Be first to leave comment below.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.