AKUMAL, TULUM.- Vecinos de la delegación de Akumal están hartos de que extranjeros y habitantes de otras colonias en los alrededores, como en la zona habitacional de Bahía Príncipe y del hotel Sirenis los visiten sólo para arrojar enormes bolsas de basura en los puntos designados de recolección, ya que si de por sí es pésimo el servicio y el camión sólo pasa una vez a la semana, con estos irresponsables actos sólo empeoran la situación, pues se generan grandes acumulaciones que llenan de pestilentes olores a una cuadra a la redonda.

La situación alcanza los límites de alarma en sanidad, pues en la población existen tres puntos para depositar desechos, y se han determinado que se recojan tres días a la semana, martes, jueves y sábado, pero en la práctica eso es inexistente, pues según vecinos, “sólo pasa una vez a la semana, en el día que les pega la gana”.

Lo peor es que el único camión de basura que trabaja en la población no llega hasta la zona irregular, ubicada al norte de la avenida Gonzalo Guerrero, y cuando ya se ha llevado las bolsas, dejando todo un tiradero de bolsas rotas en el piso, destrozadas por la fauna, los vecinos llevan sus bolsas, y en cuestión de minutos ya se cuenta con un nuevo montículo de bolsas negras, que con el paso de los días aumenta de tamaño hasta llegar a cerrar prácticamente las calles.

“Lo peor es el olor pestilente, el viento siempre nos trae todo el olor de las bolsas podridas a la casa, y con el polvo que se levanta del piso, todo se empeora”, afirmó un vecino, de nombre Daniel “N.”, trabajador de 32 años de edad, quien señaló que la acumulación llega a tomar dimensiones enormes, y la gran cantidad de perros callejeros empeoran la situación dejando un regadero de desechos.

Pero el colmo, afirmaron vecinos, es que han descubierto a otras personas que llegan en camionetas con bolsas de basura, y las arrojan a las zonas donde los contenedores rebosan de pestilencia. María “N”, ama de casa de 40 años de edad, tuvo que regañar a un extranjero, habitante de la zona del Sirenis, quien se estacionó cerca del montículo al final de la avenida Gonzalo Guerrero para arrojar sus enormes bolsas de desechos. En esas zonas tampoco cuentan con el servicio de recoja de basura. Según vecinos, son las mismas autoridades de la delegación quienes han tolerado estas acciones, sin embargo, funcionarios afirman que han solicitado a Servicios Públicos Municipales el apoyo de camiones extra para darse abasto con la basura, pero sigue siendo insuficiente.
“No es justo que muchos que no pertenecen al municipio lleguen aquí a tirar su basura, es el caso del Sirenis, que vienen a tirar su basura, pero los mismos vecinos les llaman la atención, ellos vienen a aumentar el problema de la basura”, indicó el delegado de Akumal, Irán Beltrán Chan.

Fuente: Por Esto!

No comments so far.

Be first to leave comment below.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *