Los rojinegros ganan por la mínima con un gol de su ariete Matías Alustiza en la ida

El primer clásico tapatío en la liguilla del Clausura 2017 ha sido de Atlas. Los rojinegros pegaron primero en los cuartos de final frente a las Chivas. Lo lograron con un gol de Matías Alustiza desde los once pasos luego de una jugada desafortunada en la que el central del rebaño, Oswaldo Alanís, intentó sacar el esférico y le dio una patada a Daniel Álvarez. El silbante Pérez Durán no dudó en marcar el penalti.

El juego se condicionó al minuto 13. Fue en ese lapso cuando el defensa de Chivas, Jair Pereira, dio semejante grito y se tomó la pierna izquierda. Tuvo que salir del campo y le sustituyó el mediocampista Michael Pérez. La baja dañó al equipo de Matías Almeyda que no logró sobreponerse a sus propios fallos y al peligro que ocasionaban los contragolpes de Atlas.

Los rojiblancos no lograron resolver el enigma que dispuso la escuadra de José Guadalupe Cruz. La principal clave era la defensa férrea liderada por Leiton Jiménez y Daniel Arreola. Las válvulas de escape eran las bandas aprovechadas por Luis Reyes y Daniel Álvarez en la izquierda; Brayan Garnica y Cristian González por la derecha. El solitario gol le dio oportunidad al Atlas de solventar el juego a su modo: esperar al rival y contenerlo, así lo consiguieron. La vuelta se jugará este domingo a las 18.00 horas, allí el pase a semifinales espera a un solo equipo de la ciudad de Guadalajara.

 

No comments so far.

Be first to leave comment below.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *