Cancún.- Al acudir a votar a la consulta sobre la construcción del Nuevo Aeropuerto de la Ciudad de México, el futuro coordinador estatal de Desarrollo Social del gobierno federal, Arturo Abreu Marín, celebró que se tome en cuenta a la ciudadanía, pues dice, siempre se tiene injerencia cuando una obra de desarrollará con el dinero de todos los mexicanos.

En entrevista en el parque de Las Palapas, el llamado “súper delegado” del gobierno del AMLO, señala que “no es justo que si tú pagas impuestos, aunque nunca te subas a un avión, tengas que pagar parte de ese aeropuerto”.

Y es que comenta, por la situación del país, hacer el aeropuerto implicaría quizá enajenar todos los bienes que le vayan a caer a Hacienda de aquí al 2024, es decir, dejarían sin dinero al gobierno durante todo el sexenio.

“Por eso hay que hacer obras que valgan la pena para el desarrollo del todo el país, no nada más el de la Ciudad de México”, declaró.

La otra gran pregunta que hay que hacer, comentó Abreu Marín, es “¿quiénes compraron los terrenos que van a quedar cuando el actual aeropuerto desaparezca? Este es un negocio entre algunos empresarios y el gobierno actual”.

Recalcó que cualquier persona puede votar, siempre y cuando presente su credencial de elector. Y que además la gente de Puerto Morelos puede ver a votar aquí, así como de otros municipios.

En su opinión, los resultados deberían saberse el mismo día que concluye la consulta o al día siguiente. También descartó que se efectúe algún “relleno de urnas”.

Sobre los riesgos financieros que algunos comentan pueden darse si se cancela la ya iniciada construcción del aeropuerto, mencionó que hay interesados en desestabilizar económicamente al país; “sí hay gente interesada en que se realice el aeropuerto, porque hay intereses muy importantes”.

Lo que toca es esperar a ver si gana el proyecto de Morena, y si gana el otro el gobierno federal tendrá que decidir si lo acepta, sentencia.

“Con la salvedad de ver si alcanza el dinero para terminarlo, ya había 80 mil millones ejercidos y lo que había con la barda perimetral, que se la dieron a una institución que ha sido castigada, la Sedena, porque se gastaron más de mil 700 millones de pesos, que pudieron hacer una ciudad con esa cantidad; es mucho dinero, se usó quizá para las elecciones”, concluyó Abreu Marín.

Fuente: elpuntosobrelai

No comments so far.

Be first to leave comment below.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *