1_robocasasEn las últimas semanas los habitantes del fraccionamiento Tumben Cuxtal han sido víctimas de los delincuentes que vienen desde las colonias Forjadores de Quintana Roo y Lagunitas, para cometer robos en casas habitación, sobre todo las que se encuentran en las calles Codorniz y Huachinango.
Asimismo, dieron a conocer que los robos a casas habitación se encuentran a la orden del día, sin que la Policía Municipal Preventiva pueda hacer algo al respecto para detenerlos, por lo que ya están fastidiados de tener que encerrarse desde temprano en sus domicilios.
Los vecinos del fraccionamiento Tumben Cuxtal colindan con extensas áreas verdes que se encuentran detrás de los terrenos del Colegio Nacional de Educación Profesional Técnica (Conalep) y de la escuela Secundaria Técnica Número 15, es por ello que reciben visitas más frecuentes de los amantes de lo ajeno.
Las familias que han sido robadas por los delincuentes, señalan que los conocen de vista y le han dado señas muy particulares a los elementos del orden con la finalidad de que los vigilen más de cerca, sobre todo en los fines de semana, pues es cuando bajo los influjos del alcohol o alguna droga deciden recorrer el fraccionamiento para definir su objetivo.
Asimismo, señalan que después de robarles, los ladrones corren hacia el monte que está entre un edificio del Consejo Nacional de Fomento Educativo y de la bodega de conocida marca de refrescos embotellados, y supuestamente salen hacia la avenida Insurgentes y luego se van a sus domicilios.
Explicaron que intuyen que los delincuentes tienen sus casas o sus guaridas en las colonias Forjadores de Quintana Roo y Lagunitas, pero que pese a las denuncias que han realizado la policía no ha podido detenerlos.
Los vecinos, que omitieron sus nombres por temor a represalias de los delincuentes, señalaron que se están organizando en la colonia para denunciar a cualquier persona sospechosa que vean en las calles, pues algunas andan rondando y pregonando frutas y verduras, cuando en realidad no llevan nada.
Para no tener problemas con los rateros algunas familias optaron por irse a vivir a una colonia más segura, por lo que pusieron en renta sus viviendas, pero la mayoría las ha reforzado y también adquirieron perros de ataque.
Finalmente, le solicitan a la policía una mayor vigilancia en la zona, porque los robos en casas habitación y a transeúntes se están volviendo incontrolables, y los responsables son los integrantes de la pandilla autodenominada “Los Chuntaros”.

POR ESTO

No comments so far.

Be first to leave comment below.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *