VariosConsideran que el cúmulo de información aún no es aprovechado para nuevos negocios y productos. Sugieren formar profesionales en la materia.

MÉRIDA, Yuc.- Pese al auge del tema tecnológico y la creciente industria en el Estado, la fuentemasiva de datos (big data)  no se ha capitalizado para explorar nuevos negocios y ofertar productos que requiera la sociedad, informó Vanessa Herrera Gutiérrez, gerente de Desarrollo de Negocios de Plenumsoft.

Indicó que este recurso es imprescindible en las empresas al nivel mundial, donde además se ha posicionado a la figura del científico de datos, un profesional que debe formarse y dominar las ciencias matemáticas y la estadística, además de acabados conocimientos de programación (y sus múltiples lenguajes), ciencias de la computación y analítica.

“Creo que en Yucatán  hay un área de oportunidad,  el mercado aún no ha dimensionado las ventajas de tener a un científico de datos en sus filas,  él es el encargado de limpiar los datos, prepararlos para hacer un análisis y obtener la información que requiere la empresa. Aunque parezca increíble hoy hay unos que no almacenan datos o no los tienen en formatos adecuados para poderlos procesar, porque no ven el potencial”,  abundó.

La también miembro de la delegación regional sureste de la Asociación Mexicana de Internet, dijo que con el aprovechamiento de los datos de la mano del profesional adecuado, los corporativos se pueden ahorrar costos en análisis de mercado convencionales que requieren de más tiempo para el registros de información.

Destacó que la tendencia hacia las tecnologías disruptivas o innovadoras, como el internet de las cosas, es una realidad, ya que en el Estado ya se comercializan artículos que se interconectan como lámparas, aires acondicionados y pulseras que miden el ritmo cardiaco, los cuales comparten la propiedad de recolectar datos.

“Un ejemplo en Europa y Estados Unidos, hay empresas que se dedican a recolectar datos a través de aplicaciones gratuitas que ofrecen rutas y mapas con las mejores vías actualizadas, a cambio de colocar a los usuarios en segmentos de mercado con base en su registro, no son datos profundos, pero la suma de todos ellos, les permite saber los horarios de compra, las rutas que usan, a dónde prefieren ir, cuánto tiempo tardan en la tienda”, explicó.

“Esa información la venden a tiendas departamentales y con eso los dueños pueden saber dónde poner señalamientos y por qué caminos poner publicidad y promociones”, dijo.

SIPSE

No comments so far.

Be first to leave comment below.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *