1_informe_cndhDespués de un minucioso trabajo la CNDH encontró que la investigación de la PGR sobre la desaparición de los 43 estudiantes de la Normal de Ayotzinapa es insuficiente. La comisión escuchó a las partes e hizo una revisión detallada del extenso informe de la PGR, el de la “verdad histórica”.

A poco más de nueve meses de la larga noche en Iguala la afrenta para los familiares y para la sociedad sigue siendo brutal y dolorosa. El hecho de que el trabajo de la PGR tenga elementos que cuadraran de manera lógica con la presunta dinámica de los hechos de esa noche no significa que haya generado credibilidad entre amplios sectores de la sociedad.

La investigación de la Procuraduría fue amplia y trató de meterse en lo más recóndito de lo que pasó. Fue un trabajo valioso pero con huecos, sobre si nos atenemos al informe de la CNDH.

Los testimonios de los militares son cada vez más importantes para saber cuál fue la dinámica que siguió la noche. Existen tres o cuatro elementos que están en el vacío que permiten saber bien a bien qué pasó. Uno de ellos tiene que ver con la actuación de los soldados. La pregunta es si ellos vieron lo que pasaba y eventualmente no participaron porque no era parte de su responsabilidad hacerlo, o porque se convirtieron en cómplices ante el traslado de los estudiantes.

La única manera de saberlo y genera confianza y justicia, particularmente entre los padres de familia, es saber a detalle lo que hicieron esa noche. Su testimonio es necesario y cada vez más urgente.

Junto con esto está también la quema de los estudiantes. No está claro entre otras razones porque, independientemente de que se pudieran haber podido quemar en el tiempo que dice la PGR, muchos testimonios, algunos de ellos recabados por el titular del “Quebradero”, nos aseguran que del sábado 26 al martes 29 no dejo de llover en la zona con gran intensidad.

Lo importante del informe de la CNDH es que coloca el tema de nuevo en la mesa y abre pistas para seguir investigando. El informe es la oportunidad para que la autoridad vuelva a empezar en donde debe hacerlo. Muchos elementos están en duda y entre ellos también está la dinámica de los estudiantes esa noche, por qué fueron y quién los llevó. La autoridad tiene que generar confianza, pero sobre todo debe hacer justicia, es su responsabilidad primera.

- RESQUICIOS. Así lo dijeron ayer:

* De octubre de 2014 a mayo de 2015 se localizaron en Iguala 60 enterramientos clandestinos con 129 cuerpos en total, la cifra podría ser mayor: AP (con información PGR).

solorzano52mx@yahoo.com.mx
Twitter:
@JavierSolorzano

LA RAZON

No comments so far.

Be first to leave comment below.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *