El doctor ha prometido rejuvenecer la mayor casa de estudios de Latinoamérica y mantenerla “indeclinablemente autónoma”

1447788452_047550_1447789141_noticia_normalEnrique Graue Wiechers ya es el nuevo rector de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM). En un solemne acto al que acudió gran parte de la comunidad universitaria prometió modernizar la casa de estudios más grande de Latinoamérica y apostó por mantenerla “indeclinablemente autónoma”. La mañana del viernes este oftalmólogo de 64 años, director de la Facultad de Medicina durante casi una década, confesó que esta es la máxima distinción a la que haya podido aspirar.

“Un país sin educación no tiene futuro. México no puede tener incertidumbres, requiere que seamos la mejor universidad”, ha sentenciado el tercer médico consecutivo que ocupará el el cargo hasta 2019. Para ello ha concretado que se apoyarán en las “nuevas tecnologías”, tanto para estudiantes y profesores como para mejorar y hacer más eficiente la administración.

Criticó el escaso presupuesto que han recibido diferentes administraciones encargadas de la educación y la cultura. El dinero que ha recibido la UNAM no ha disminuido, pero Graue no se ha mostrado conforme y ha señalado que el centro apoyará a aquellos que no han recibido los recursos suficientes para 2016. “La partida para la educación superior sigue estando por debajo de otros países”, remarcó.

“La inseguridad campea en el país, sería de extrañar que en nuestra casa, que está abierta a todo el mundo, no existieran problemas de este tipo”, ha apuntado el nuevo rector. El tema de seguridad es recurrente a la hora de hablar del centro universitario. Este año se han producido diferentes enfrentamientos muy violentos en los institutos de humanidades a las afueras de la capital, se mantienen salones y zonas ocupadas ilegalmente dentro de Ciudad Universitaria y el campus es uno de los puntos neurálgicos del narcotráfico en la zona sur del Distrito Federal. Enrique Graue, en una entrevista a EL PAÍS, confesaba que la institución no dispone de recursos suficientes para poder actuar en el caso de que roben un coche dentro del campus. Autonomía versus seguridad, el eterno debate. El nuevo rector quiere romper con esto y en su discurso ha declarado: “La autonomía no significa impunidad”.

El nuevo rector asegura que la UNAM cumple la “función social para la que fue creada”. Más de 60% de los jóvenes que ingresan a la institución provienen de familias cuyo ingreso total “es menor de cuatro salarios mínimos”, y los padres de uno de cada 100 “hablan alguna lengua indígena”. La universidad es para “todos los que demuestren la capacidad de estar” sin importar sus condiciones económicas, sostiene Graue, al destacar que “70 % de los estudiantes están becados” para que la falta de recursos “no sea una razón de abandono de estudios”.

La UNAM ha sido una voz crítica, otras veces reflexiva, sobre “dónde estamos como país”.Lo importante es que “la levantemos y propiciemos cambios, porque para eso está la universidad también; no solamente es para educar, sino para propiciar un mejor México”, sentencia el nuevo rector.

Fuente: elpais

No comments so far.

Be first to leave comment below.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *