La Policía Ministerial indaga sobre los cuerpos hallados esta semana en la zona.

CHETUMAL, Q. Roo.- La Policía Ministerial realiza una investigación a fondo sobre la aparición de cuerpos sin vida en grietas o cuevas, que se encuentran en los potreros de la comunidad de la Ribera del Río Hondo conocida como Sabidos.

Los vecinos han denunciado que la zona se ha convertido en una especie de cementerio clandestino.

 El pasado lunes 29 de octubre fue encontrado en el rancho El Milagro, el cuerpo de una persona, al parecer el travesti, que respondía al nombre Jesús ‘N’, mejor conocido como Ruby Navarro, quien fue asesinado de un balazo en la cabeza. Su cuerpo fue hallado en la superficie de una grieta, que según los campesinos tiene alrededor de 100 metros de profundidad.

“Es una de las grietas naturales que es por donde se escurre el agua cuando llueve y evita que el pueblo se inunde. Un compañero ya entró y dijo que hay huesos humanos de varias personas, de quien sabe cuento tiempo, pero ahí están”, dijo uno de los vecinos de la comunidad.

Tres días después en otra de las hendiduras de la zona, ubicada a aproximadamente 100 metros de donde se encontró el cuerpo del travesti, fue hallado a unos 15 metros de profundidad el cuerpo del propietario de la parcela Andrés Sagrero Segovia.

Datos preliminares indican que se presume que fue sorprendido cuando los asesinos intentaban ocultar el primer cadáver y también fue ejecutado.

Según los lugareños, una mujer de nombre Herlene “N” y José Manuel “N”, propietaria de un establecimiento de venta alcohol que también funciona como casa de citas, tuvieron que ver con la muerte del travesti, y al verse descubiertos por Andrés Sagrero, optaron por asesinarlo.

También se ha especulado que el crimen se realizó con la ayuda de Abdiel “N” con quien tenía problemas; y  con la colaboración de Eleazar “N”, este último era el cuidador del rancho.

Todas estas personas no han sido localizadas y se encuentran prófugas de la justicia.

Fuente: Novedades Quintana Roo.

No comments so far.

Be first to leave comment below.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *