Jose Maria Morelos.- La producción de cacahuate en el ejido de Puerto Arturo disminuyó de manera importante porque este año no llovió con regularidad en esa zona del municipio, dijo ayer, el señor Luis Ávila, productor del núcleo agrario citado.

Según el campesino, esta vez solamente se logró como un 30 por ciento de la cosecha que acostumbraban obtener cada año por hectárea de cultivo. Apuntó que el cacahuate se está vendiendo a los compradores que llegan al ejido procedente de otras partes del estado y del vecino Yucatán.

El kilogramo, abundó, se está comercializando a 23 pesos, precio relativamente bajo a como se vendió el año pasado a un empresario de la capital del estado, hizo ver.

Luis Ávila comentó que el cacahuate es un producto que requiere de mucho trabajo para que quede bueno para su venta, y por lo mismo, no todos los productores del ejido lo siembran.

Explicó que el producto hay que sacarlo del campo, transportarlo hasta la comunidad, separarlo de las guías, espulgarlo y secarlo por varios días para que pueda estar listo para su venta.

El secado del cacahuate se realiza sobre el pavimento de la calle principal del poblado y también en la cancha de usos múltiples del lugar.

Los productores de Puerto Arturo, se sabe, son los únicos que hasta el momento, trabajan el cacahuete en el municipio cada ciclo de producción.

Ellos llegaron a tener convenio con un empresario de Chetumal, para la comercialización del maní, pero desde hace cuatro años ese empresario les dejó de comprar, porque el parecer se fue a la quiebra.

Ahora ellos comercializan su producto a los compradores foráneos que llegan al poblado por productos agrícolas de la temporada. Y esos compradores son los que fijan los precios de cada producto de temporada que levantan en el campo, con cacahuates y cítricos.

Fuente: PorEsto

No comments so far.

Be first to leave comment below.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *