Tras haber cerrado por completo el cruce de San Ysidro, reabrieron los primeros carriles / Decenas de elementos de seguridad custodiaban el cruce hacia California, mientras notificaron a los automóviles que esperaban en fila sobre la decisión

California, EE.UU.- El cruce fronterizo de San Ysidro, que une San Diego (EE.UU.) y Tijuana (México), donde miles de migrantes aguardan para pedir asilo en EE.UU., fue reabierto hoy luego de varias horas de cierre en las que se colocaron “materiales de reforzamiento”, informó una fuente oficial.

Esa medida de clausura, que tomó por sorpresa a miles de personas que transitan diariamente entre ambos países, interrumpió temporalmente tanto el cruce vehicular como uno de los dos cruces peatonales, indicó una portavoz de la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP) estadounidense.

Tras haber cerrado por completo el cruce sin previo aviso, cerca de las 07:00 hora local (16:00 GMT) reabrieron los primeros carriles en la considerada “frontera más transitada del mundo”.
El ingreso desde Estados Unidos hacia México no se vio afectado durante este lapso.

Decenas de elementos de seguridad custodiaban hoy el cruce hacia California, mientras notificaron a los automóviles que esperaban en fila sobre la decisión.

Durante este repentino cierre, el ingreso hacia San Diego se limitó al puerto internacional de Otay Mesa y al cruce peatonal del lado oeste en San Ysidro, que por ende registraron demoras más largas a lo habitual.

Si bien la autoridad no especificó que el cierre respondiera a la presencia de la caravana migrante en Tijuana, hace una semana tropas estadounidenses cerraron el paso en tres de los 26 carriles para vehículos de San Ysidro para la instalación de muros de contención y alambrado.

Diariamente, el cruce internacional de San Ysidro recibe cerca de 50 mil vehículos y 25 mil peatones.

Arzobispo de Canadá: Trudeau puede aceptar a migrantes

El Arzobispo canadiense, Leonardo Marin Saavedra, dijo hoy en México que su proyecto de llevar integrantes de la caravana migrante de centroamericanos a su país puede contar con la anuencia del primer ministro Justin Trudeau.

“No sabemos si Canadá diga que no, pero creo que Trudeau va a decir que sí. Es una idea, es un proyecto que puede prosperar, pero es parte de un proceso y ahora mismo no es una realidad”, apuntó el arzobispo en Tijuana, donde se reagrupa la caravana de migrantes que salió hace un mes de Honduras.

Marin Saavedra explicó que el plan que mandará en una semana al Gobierno canadiense contempla “crear un puente aéreo México-Canadá, un traslado en barco hasta Vancouver o pedir permiso a Estados Unidos para cruzar vía terrestre en autobuses”.

“Estoy dispuesto a hacer esta sugerencia al Gobierno de Canadá y sé que ellos ya conocen la iniciativa”, añadió el sacerdote en una rueda de prensa.

Explicó que por el momento los migrantes tienen que esperar en México al menos unos cuatro meses “porque las condiciones climáticas en Canadá por el invierno son muy severas”.

Asimismo se debe saber qué personas quieren reiniciar su vida en Canadá, porque muchos tienen familia en Estados Unidos y su intención es reunirse con ellos.

El arzobispo dijo que no se trata de “negociar con nadie” sino de mostrar una realidad tanto al Gobierno de Canadá como a los migrantes de que este éxodo de personas es una emergencia en la cual pueden ayudar.

Marin Saavedra indicó que Canadá tiene la capacidad para recibir a millones de migrantes y mencionó que hay otros países en el mundo como Suecia, Noruega, Nueva Zelanda y Australia que pueden recibir a migrantes.

Fuente: POR ESTO!

No comments so far.

Be first to leave comment below.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *