desile-guadalajaraLéon, Gto. La industria del vestido y confección en Guanajuato registrará una reactivación de hasta 30% durante el presente mes o a más tardar en mayo, como consecuencia de la impresionante reducción de las importaciones de prendas de vestir, afirmó Alfonso Rocha, dirigente en Guanajuato de la Cámara Nacional de la Industria del Vestido (Canaive).

En este escenario optimista, empresarios locales ya planean y gestionan reuniones de trabajo con los representantes de las grandes cadenas de tiendas extranjeras, con el objetivo de que consideren a la industria local para su producción.

En el primer bimestre “se esperaba la importación de 30 millones de prendas y sólo ingresó 1 millón. Es muchísimo, es algo impresionante”, expresó Rocha, quien aseguró que los grupos multinacionales propietarios de cadenas de tiendas de prendas, denominados Pronto Moda, son los principales importadores de productos de vestir, y aunque aclaró desconocer el monto, se sabe que es producto extranjero. Aun cuando no lo hacen directamente están coludidos con otras empresas que “están jugando chueco con México”, sostuvo.

“No estamos como sector vestido en contra de la importación, si lo hacen de manera bien qué bueno, pero que nos pongan a trabajar a la par, ésa es la intención de nuestra cámara. Importar está bien, pero como nosotros, con la ley”, sentenció.

A la espera de contratos

De acuerdo con un análisis realizado al interior de la delegación Guanajuato, a más tardar en abril o principios de mayo se comenzarán a notar en el sector las peticiones y acuerdos comerciales.

“Ya las empresas de aquí empiezan a hablar. Los que compran la ropa, aunque no han comprado todavía, ya empiezan a coquetear con nuestra industria y esperemos que en pocas semanas empiecen a subir esto poco a poco”, enfatizó.

En el estado existen registradas 550 empresas del sector vestido y confección, de las cuales 250 son socias de la delegación de la Canaive.

Decreto efectivo

Para dar una idea de la baja registrada en importaciones, detalló que el año pasado se importaron 253 millones de prendas de vestir en el país. Un aproximado de 20 millones por mes. Mientras que en el primer bimestre de este año apenas fue 1 millón de prendas.

El decremento es resultado de la aplicación y puesta en marcha del paquete de medidas dado a conocer en diciembre del año pasado por el gobierno federal.

Dicha estrategia consta de 13 diferentes acciones para impulsar la industria del vestido y confección, entre las que destaca la integración de un padrón de importadores, así como el establecimiento de precios de referencia promedio para la importación de materia prima y piezas confeccionadas.

“Las aduanas comenzaron a ponerse muy difíciles, el padrón sectorial inició desde febrero y eso empezó a desalentar la importación”, explicó.

En lo que al calzado se refiere, Grupo Inditex, propietario de las marcas Zara, Massimo Dutti, Bershka y Oysho, entre otras, ya ha tenido acercamiento con empresas de León para la producción de su calzado. En el último mes, por lo menos ya son tres empresas zapateras aquellas que han acordado producción para este corporativo.

EL ECONOMISTA

No comments so far.

Be first to leave comment below.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *