img_1439281099_fea8769b4d4d2189201fDespués de sufrir un infarto mientras conducía, Manuel García Hernández, de 33 años de edad, protagonizó un peligroso accidente de tránsito en el paso a desnivel del Distribuidor Vial, ubicado en el cruce de la avenida Kabah y bulevar Luis Donaldo Colosio.
Aunque su estado de salud era demasiado delicado, pues lo encontraron con signos vitales muy débiles, los paramédicos de la empresa privada que lo atendieron decidieron trasladarlo a una clínica privada no adecuada, pues en el camino les quedaban al menos tres hospitales donde podría ser atendido.
Por un par de minutos la vía fue cerrada con dirección al centro de la ciudad, lo que causó un poco de caos vial.
Los hechos se registraron alrededor de las 08:40 de la noche de este lunes cuando las diferentes dependencias de seguridad recibieron una alerta del número de emergencias 066 para verificar el reporte de un accidente de tránsito en el carril que dirige al centro de la ciudad, del Distribuidor Vial, ubicado en el cruce de la avenida Kabah y bulevar Luis Donaldo Colosio.
De inmediato, elementos de la Policía Municipal, Tránsito y paramédicos de la empresa privada 911 se trasladaron al lugar, en donde al arribar encontraron estrellado en el muro de contención el vehículo tipo Nissan Tiida, con placas USN057B.
Al acercarse a la unidad, las autoridades notaron que al interior había un sujeto que parecía “borracho” o dormido, motivo por el cual comenzaron a tocar la ventana, pero al no recibir respuesta, decidieron abrir la puerta.
Enorme fue su sorpresa al notar que el sujeto presentaba signos vitales muy débiles y que ya estaba inconsciente, al parecer sufriendo un infarto, por lo que de inmediato procedieron a darle los primeros auxilios para trasladarlo de emergencia a un hospital.
Aunque de camino les quedaban tres hospitales, en donde darían pronta atención al conductor, los paramédicos decidieron trasladarlo hasta la clínica privada Playamed, en donde fue sometido a unos estudios.
Al no tener más datos sobre el conductor, las autoridades trasladaron la unidad a un corralón de la ciudad, en espera de que familiares o el propietario acudan para reclamarlo.

POR ESTO

No comments so far.

Be first to leave comment below.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *