shutterstock_116770390Cuando se piensa en drones, lo primero que viene a la mente es guerra y/o espionaje. No obstante en los últimos años varias compañías como Amazon han mostrado un interés en darle otros usos a estos vehículos voladores no tripulados y, de paso, sacarles provecho. Sin embargo, ¿de que manera puede emplear una persona común y corriente uno de estos aparatos?

La compra cada vez es más frecuente de drones por parte de particulares ha provocado que los drones se conviertan en una moda. Sin embargo, pocos saben explotar la capacidad de estos aparatos, más allá de presumirlos en un parque y hacerlos chocar gracias a la falta de pericia al momento de controlarlos. Aquí, cinco usos que van del ocio a lo meramente académico, dejando de fuera las implicaciones bélicas que traen arrastrando desde hace tiempo.

  1. Protección de la vida salvaje

 

Muchas especies animales en peligro habitan zonas que son inaccesibles para la mayoría de las personas. De igual manera, para las organizaciones y gobiernos preocupados por su conservación representa una gran dificultad vigilar a estas especies de una manera presencial, por lo que el uso de vehículos no tripulados representa una excelente opción para realizar esta labor.

En África, por ejemplo, los drones han representado un fuerte golpe contra los cazadores ilegales gracias al financiamiento de Google que, en conjunto con Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF, por sus siglas en inglés) planea lanzar aviones teledirigidos de vigilancia por los cielos de África, donde la caza furtiva está empujando a especies emblemáticas como los rinocerontes hacia la extinción y está alimentando un comercio ilegal masiva de artículos de vida silvestre como cuernos y marfil.

Lo mismo ocurre en Malasia, en donde una iniciativa de conservación de orangutanes es llevada a cabo con drones, los cuales resultan mucho más prácticos para esta labor, tomando en cuenta que las labores en tierra son lentas y costosas debido a los espesos bosques trópicales en donde habitan estos animales.

De igual manera en Colorado, el Servicio Geológico de los Estados Unidos (USGS, por sus siglas en inglés), ha montado cámaras de imagen térmica en aviones no tripulados para poder realizar un conteo de grullas canadienses durante las noches. Para esto se utiliza el AeroVironment Raven, un dron de dos kilogramos desarrollado originalmente para uso militar hace una década.

  1. Cobertura de eventos

Los eventos masivos siempre son una invitación para hacer un registro de ellos, independientemente si se labora en un medio de comunicación o no. Canales de video como YouTube o Vimeo están inundados de escenas de conciertos, eventos deportivos, manifestaciones y otro tipo de congregaciones. Sin embargo, grabar a nivel de tierra no siempre proporciona las mejores tomas.

Existen ciertas restricciones, no obstante. Sin embargo, mientras no se trate de un evento privado, la invitación para dar rienda suelta a las habilidades como piloto de cada usuario están dadas.

El caso más excepcional de este uso es el de los asistentes a la fiesta cultural anual Burning Man, quienes se han valido frecuentemente de este medio durante las últimas ediciones para obtener secuencias de video desde lo alto. Aquí la actividad ha llegado a ser tan popular que el año pasado los organizadores del evento decidieron celebrar una “cumbre drone” con el fin de establecer las reglas para su uso. Desde entonces se han publicado algunas directrices que parecen bastante sencillas: no volar cerca del aeropuerto y ajustarse a ciertos horarios, por ejemplo, publicó PC Magazine.

  1. Búsqueda y rescate

 

Un lesionado durante un accidente automovilístico ocurrido en Saskatchewan, Canadá, en mayo de 2013 puede haber sido la primera persona cuya vida fue salvada por un avión no tripulado de búsqueda y rescate.

Entonces la Real Policía Montada de Canadá respondió a una llamada de auxilio ocurrida durante la madrugada en un lugar remoto. Las autoridades encontraron que el conductor, desorientado, se había alejado del lugar de los hechos, por lo que una búsqueda por tierra y otra hecha con un helicóptero ambulancia con equipo de visión nocturna no dio resultado.

No fue sino hasta que utilizaron un drone Dragan Flyer X4-ES, equipado con equipo de detección térmica, que el accidentado pudo ser localizado y luego puesto a salvo.

Actualmente, las misiones de búsqueda y rescate son lentas, costosas, y a menudo peligrosas para las personas involucradas. El uso de drones bien equipados está aumentando para estos fines y pronto podrían convertirse en una forma estándar para cubrir grandes áreas de terreno inaccesible, incluso por la noche.

  1. En la granja

 

Cierto, la mayoría de los vehículos drones originales fueron concebidos para misiones militares. Sin embargo, en su jubilación han encontrado refugio en las granjas.

“La agricultura, por mucho, va a ser el mercado dominante para las operaciones de vehículos aéreos no tripulados”, dijo Ben Gielow, vocero de la Asociación Internacional de Vehículos No Tripulados (AUVSI, en inglés). “En Japón han estado volando la Yamaha RMAX durante 20 años… en una gran cantidad de las tierras de cultivo que hay en laderas empinadas y esos vehículos puede recorrer alrededor de medio kilómetro en cinco minutos, lo que es muy difícil o incluso imposible de hacer con un tractor”, agregó.

Las ventajas que da el uso de drones son claras. Así, la agricultura de precisión utiliza esta tecnología para vigilar los campos, lo que aumenta el rendimiento y el ahorro de dinero. Por otra parte, estos vehículos pueden identificar con precisión exactamente en donde se requieren plaguicidas, agua o fertilizantes, y los coloca ahí.

  1. Medio creativo

Sin duda, la televisión y el cine son los que pueden salir más beneficiados a partir del uso de vehículos aéreos no tripulados. La empresa Dedicam.tv ya utiliza esta tecnología para obtener perspectivas únicas, mientras que cada vez hay más reportes que indican que Hollywood está interesado en utilizar drones durante sus filmaciones como un reemplazo para los pilotos de helicópteros que, obviamente, resultan más costosos.

En el caso de la publicidad, el exdirector de cine para adultos Christopher Kippenberger combinó las frías calles grises de Berlín con el gruñido de un Maserati V8 para crear un comercial para este coche.

Pero el que ha sido el caso más excepcional es el proyecto que actualmente lleva a cabo la productora californiana Ghost + Cow Films, que se propuso utilizar estos aparato aéreos para la filmación de películas porno. Sin duda, los resultados se alejan bastante de la monotonía y simpleza de las producciones para adultos habituales, por lo que no ha faltó quien se apurara a calificar esto como una vuelta de tuerca “artística” en el entretenimiento para adultos.

fuente: SINEMBARGO.MX

No comments so far.

Be first to leave comment below.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *