img_1437030214_55a63eaebd83eb09abf3De los 14 bloques para exploración y extracción de hidrocarburos, sólo dos fueron adjudicados a una empresa mexicana, y de las 24 empresas extranjeras que esperaban para participar, solamente nueve expresaron algún tipo de interés, pero no concretaron nada

Ciudad de Mexico– La Ronda Uno, con la que el gobierno mexicano pretendía hacer historia, ha quedado en un fracaso.
De los 14 bloques para exploración y extracción de hidrocarburos que la Comisión Nacional ofertó, sólo dos (el 2 y el 7) fueron adjudicados a la empresa mexicana Sierra Oil & Gas S. De R.L. de C.V., que participó en consorcio con Talos Energy LLC y Premier Oil PLC.
Además, en un proceso histórico que abría a empresas extranjeras el monopolio de Petróleos Mexicanos (Pemex), sólo nueve de las 24 que habían manifestado su interés en proyectos energéticos se presentaron. La paraestatal, sumida en una fuerte crisis, fue de las primeras en descartarse para ir por alguno de los 14 bloques.
Por primera vez en 77 años, después de que el General Lázaro Cárdenas arrebatara a la iniciativa privada la explotación de los energéticos en marzo de 1938, el gobierno de Enrique Peña Nieto inició hoy la privatización formal de amplios tramos del sector de hidrocarburos.
Pero una serie de factores internos y externos se combinaron, de acuerdo con analistas, para que esa Ronda Uno no progresara. La Reforma Energética es la estelar en el paquete promovido por el Presidente Peña Nieto.
La Primera Licitación de la Ronda Uno incluyó 14 bloques para exploración y producción de hidrocarburos, ubicados frente a las costas de Veracruz, Tabasco y Campeche.
De acuerdo con las bases de licitación, las Áreas Contractuales tienen una superficie total de cuatro mil 222 kilómetros cuadrados en su totalidad, de las cuales 13 están en la provincia “Cuenca Salinas” y las restantes en Macuspana.
La adjudicación de los bloques se realizó bajo el esquema de Contratos de Producción Compartida, para realizar actividades de exploración y producción de hidrocarburos en aguas someras, con una duración de 25 años a partir de su firma y la posibilidad de prorrogarse 10 años más.
En esta primera licitación destacó que la empresa mexicana Sierra Oil & Gas obtuvo dos de los 14 bloques; sin embargo el hecho que 12 quedaran desiertos despertó suspicacia.
El diario Financial Times publicó el lunes pasado que las grandes ganancias vendrán cuando el gobierno subaste las áreas de explotación de hidrocarburos en aguas profundas. La oferta de este miércoles sólo fue de 14 bloques en aguas poco profundas que, dijo, no son “espectaculares”.

Gigantes petroleros se bajan de primera licitación en casi 80 años en México

Gigantes como los estadounidenses ExxonMobil y Chevron o la británico-australiana BHP Billion decidieron finalmente no participar este miércoles en la primera licitación petrolera en México en casi 80 años, en la que un consorcio liderado por una firma local se llevó los primeros contratos.
De las nueve empresas extranjeras que mostraron interés, por ahora han tenido una participación tímida la noruega Statoil, la italiana ENI y la india ONGC Videsh Ltd. El consorcio liderado por la mexicana Sierra Oil& Gas, que integran la estadounidense Talos y la británica Premier Oil, es el que se llevó dos bloques de los primeros siete licitados, quedando los otros cinco desiertos.
Ofreciendo una utilidad de 55.99% al Estado mexicano, Sierra Oil& Gas ganó el segundo de los 14 bloques ofrecidos, para la exploración y explotación de aceite ligero y gas en 195 km2 de aguas poco profundas del Golfo de México.
También venció en la séptima subasta, de un bloque de 465 km2 de aceite ligero, tras ofrecer 68,99% de utilidades al Estado, la mejor de las cinco ofertas que hicieron, entre otros, la noruega Statoil o la italiana ENI.
En la cuarta subasta la propuesta de un consorcio liderado por la estadounidense Murphy Worldwide no alcanzó la oferta mínima que requería el gobierno. La india ONGC Videsh Ltd, única interesada en la sexta, tampoco llegó al mínimo exigido.

POR ESTO

No comments so far.

Be first to leave comment below.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *