Advierten también de que cuando esos jóvenes tienen descendencia se puede reeditar la situación.

El psicólogo la fundación Vidal i Barraquer de Barcelona y coordinador del ECID, Mark Dangerfield, ha vinculado algunos casos de violencia filio-parental con traumas que se han sufrido en la infancia y que al llegar a la edad adulta no se saben gestionar y se repiten con los hijos, tal y como ha recogido Efe.

La violencia (física o psicológica) «se debe a un trauma transgeneracional», es decir, «los padres que han sufrido experiencias relacionales en su infancia, que no han sido ayudados y al tener hijos se reedita la situación» ha explicado Dangerfield a los medios durante el XI encuentro del Observatorio de la Violencia Intrafamiliar que se celebra en Zaragoza.

La reunión ha servido para presentar el proyecto piloto Equipo Clínico de Intervención a Domicilio (ECID), un equipo de salud mental de la Fundación Vidal i Barraquer de Barcelona para atender a jóvenes con problemas familiares. Se trata de un proyecto que se realizará en todo el Estado español para atender a adolescentes que quedan desvinculados de la red asistencial, con trastornos mentales, recluidos en domicilios o problemas de conducta graves, ha informado Dangerfield.

Violencia filioparental

En Cataluña, donde se ha comenzado a implantar el programa desde hace un año y medio en Badalona y Santa Coloma de Gramanet con jóvenes de entre 12 a 18 años, ya tiene familias en lista de espera. En la jornada han participado profesionales del sector para debatir temas de violencia filioparental en Aragón con tres objetivos: formación, establecer relaciones entre profesionales y constatar si es posible crear soluciones en conjunto.

Las conclusiones se difunden entre todos los profesionales que se inscriben a las jornadas y pertenecen a «multiplicidad» de instituciones, centros y fundaciones, lo cual resulta «muy enriquecedor», ha explicado el director técnico de la Fundación para la Atención Integral del Menor (Faim), José Miguel Ausejo.

Según Ausejo, el año pasado Faim atendió a 160 familias en Aragón, en el 70 % de las cuales se logró mejorar la situación, y en todos los casos «no hay un por qué» se produce la violencia filioparental, sino una mezcla de condicionantes que pueden aflorar la situación de malestar del menor hacia los que conviven con él.

Fuente: ABC

No comments so far.

Be first to leave comment below.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.